jueves, 25 de octubre de 2012

LA PÍLDORA PSICODÉLICA DE NEIL Y LOS CRAZY:PRIMERAS IMPRESIONES


Una primera escucha del nuevo trabajo de Shakey en escritura directa:

Drifting Back comienza como una letanía clásica del viejo canadiense para pronto comenzar a arroparle ese chaparrón eléctrico que son los Horse y realmente la sensación de que estamos en un punto y aparte es muy grata porque empieza como otras de sus obras maestras que son muchas.
Asocio la escucha al Fest , a Frías, a que este es un sonido rocoso como donde está asentado el castillo, a ¿qué pasará cuando estás notas de poesía eléctrica rebotaran en las piedras milenarias?
Neil no ha perdido nada, nada, sigue siendo el mismo y este Drifting Back es un clásico. Ni en nuestros mejores sueños hubiéramos imaginado tanta grandeza, tanta belleza de la arruga del 2012. Las ideas en los solos le convierten en el Coltrane de la Gibson: algo muy hondo, profundo como los valles del Norte de Burgos fronteras guerreras Norte-Sur de la península, torres de vigilancia donde interrumpir o preservar barbarie. Eso es Neil y por eso pega tanto el Fest en la vieja ciudad.
Podría estar escuchando eternamente Drifting Back, eternamente. TODOS a una !: Hey now now hey now now I´m drifting back. Dura casi media hora pero es ligera, oxigenada, el paisaje se espande, terrible, puede que sea su obra maestra superando a algo como LAH , cosa que nunca hubiera imaginado.
La autoridad con la que empieza esta píldora asusta, sus efectos son inmediatos: la arruga es bella, la piel tersa este año poco tiene que hacer, la crisis en esta última es total.

Phychedelic Pill es un nuevo Drive Back, con un riff poderoso que te pone la carne de absoluto corral, como si toda la flota aerea americana te sobrepasara los pelos de la coronilla rumbo a Damasco. Joder pero qué acojonante. ¿Es posible que haya hecho de nuevo lo que en Ragged Glory? Ese tipo de golpe en la mesa, aquí estoy y quiero dar guerra, sin tregua. His Bobness y Shakey me alucinan, no les gustan las zapatillas y los pijamas, les gusta la carretera y seguir sorprendiendo. Un pelotazo, bueno un pildorazo de tres minutos y medio.

Ramada Inn vuelve con la poesía hecha con volumenes y tonos de amplificadores de válvulas. Como la había escuchado antes pensaba que era insuperable por sus compañeras pero ahora veo  que es una igual entre iguales. Ese estribillo con los coros de los Crazy, escalofriante, bien construido para la eternidad. Creo que el Fest se lo debiéramos dedicar a este disco y pasar de ir a un pasado fácil. Esto da para un millón de historias, es denso , es belleza salvaje, sin asfaltar. Maravillosa esta canción Hotel. Yo que son un fan del tío Neil en cuanto a guitarrista ( es el que más me gusta , punto) me estoy desde ya llamando afortunado porque tanto recoveco, tanto verso va a dar sentido a todo lo que me pase, adicto a la píldora desde ya. Qué bonito es escucharle hablar de los good times , cosa que como Al Green domina.El cantante de la añoranza.

Born in Ontario en una vena totalmente Tonight is the Night, es el orgullo del nacimiento, él no ha nacido en el sur de los USA, a nacido en un sitio perdido en el mapa de Canada por eso le encantaría conocer Frías. Tiene el Groove de  la secuencia del Decade. Esto me está haciendo derramar una lágrima. Cuatro canciones dignas de p.o.m. y seguimos, si podemos. Un country waltz eléctrico, gracioso , ligero...Shakey!!!!!! Te quiero. Y esos UUUUHHHHHHHHHH. I was born on Ontarioooo. Sublime.

Twisted Road es desde hace unos días obsesión porque habla del impacto del LARS de Bob en su juventud y porque en su estribilllo menciona a los Dead y ahora aquí metida entre rosas, todavía es más fresca. Let the good times roll, himno del Fest IV desde ya.Alguien se la tiene que preparar para el fin de fiesta y todos cantar. C l á s i c o.

She is always dancing podría estar en Everybody this is Nowhere, es otro clásico medio tiempo. Lo bueno d ela píldora es que melodicamente no es nada tedioso como a ratos puede parecer Americana, esto tiene brio, y ganchos que te hacen esperar a los memorables estribillos. Una tormenta en un ciclón emocional que es lo que es la píldora sicodélica.

For the Love of a Man es la balada un poco retro, como el Soon After Midnight en Tempest, canta de escalofrío. Entre los Impressions y Roy Orbison, otro milagro prodigioso que eleva al conjunto en una variedad alucinante ( Sleeps with the Angels me viene al corazón) Esos agudos de su voz rompecorazones. Neil , amigo Neil.

Walk like a Giant  morriconiana en sus silbidos y aridez hermosa  y digno telón, una de esas cosas que sólo los Horse pueden generar, la tela de araña sónica donde descubrir los movimientos en cámara lenta de la araña Neil. Ya escuchada pero no por ello asimilada. Ese aire doo wop, ese auto homenaje a My My, muchos detalles, texturas y caminos.
Todo es muy hermoso, todo es muy alucinante, todo está pintado con los óleos de los Dioses, la Píldora es una P.OM. en la primera escucha. Desde la Violeta de The National o el Bon Iver-Bon Iver,  no había presenciado más el contacto directo con el cielo de un disco.

Decía Charo de Bob que cuando no esperabamos nada de él lo ha dado todo con Tempest, desde luego Neil también , yo diría que nos ha dado un disco de cinco estrellas, sin dudarlo, otra puta obra maestra. como Coco inventó.

Estamos de ENHORABUENA, viva Shakey, viva los Horse, viva el IV Rust Fest de Frías.

Gracias Antonio , capo del mítico portal En la playa de Neil, mentor de todo el amor por Shakey, gracias por pasarme el enlace , hoy en Euskadi es fiesta: you make my day.



13 comentarios:

  1. Me ha dejado noqueado el comentario "Neil Young es el Coltrane de la Gisbon". Creo que has dado en el clavo, nadie antes había definido tan bien quien es el Candiense con su Black Gibson en ristre". Chapeau! Bravo! Eres el Messi de la blogoesfera!
    Abrazzi

    ResponderEliminar
  2. Dios Joserra...me has puesto los pelos de punta. Hoy por la tarde, cuando la cria se eche la siesta de rigor, me lo pondré y entraré en trance.

    Es una P.O.M verdad? Ni trampa ni carton verdad?

    GOD IS YOUNG!!!!!

    ResponderEliminar
  3. Debería usted escribir más veces sobre la marcha, qué vitaminas tomará Shakey?lo digo para encargarlas en mi farmacia, jolines, se ha explayado Neil y bien además,al disco no le sobra ni un minuto, ni a tu crítica, coincido con los paralelismos, ambos, Trane/Neil, Rodri/Messi, pero mire de que no se le suba a la cabeza que eso para la inspiración es funesto. Buenos días!!

    ResponderEliminar
  4. Lo acabo de escuchar y..... sí, es la leche!

    ResponderEliminar
  5. Muy bueno sí. Sobre todo porque te mantiene encganchado, pienso igual, Americana tenía el aliciente de la vuelta de los Crazy Horse, y uno se esforzaba por llegar al fondo, pero aquí, todo este feed entra sin vaselina, directo y grandioso. Al igual que sanfree, me ha gustado mucho eso de el Coltrane de la Gibson, más en el feeling. El primer contacto está siendo satisfactorio. Saludos

    ResponderEliminar
  6. Yo hasta la cuarta escucha no me ha dicho demasiado, a partir de ahí la cosa a ido mejorando, veremos.
    Abrazos a todos.

    ResponderEliminar
  7. Magnífica crónica JR, para no perder la costumbre, tenía ganas de escribir algo para la playa pero una vez leido esto, la idea pierde todo el sentido.
    Este es el año de Neil: Americana+Psychedelic Pill+Waging Heavy Peace+EuroSpanish Tour+Rust Fest IV Frias.
    Nos vamos a estar viendo. Gracias y abrazote

    Manolo Granpa

    ResponderEliminar
  8. Messi sólo hay uno y se llama Rio Rojo.

    ResponderEliminar
  9. Redios, como solo sea la mitad de lo que cuentas .......

    ResponderEliminar
  10. Joserra, ¡qué post! No te voy a mentir, me está costando el disco, aunque tampoco tengo el mejor entorno ahora mismo para escuchar un disco así. En todo caso, tu post me ha encantado, estoy de acuerdo con Sanfree, eres el Messi de la blogosfera; y contigo también, porque Rio rojo también tiene tela.

    Y ahora voy a pasar por su casa, la de Sanfree, que acaba de escribir un menú Crazy Horse Mama que tiene una pinta de narices y se lo voy a decir.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  11. Pero bueno, ¿¿¿ya lo habéis escuchado todos??? Qué agobio, me siento la fan más peor de la Historia... "Walk like a giant" suena a gloria bendita, desde luego, pero aún no puedo opinar. La veo en directo, la veo, tormenta eléctrica a full. Me guardo este post en favoritos, Joserra.
    Besos!

    ResponderEliminar
  12. Ahora mismo estoy escuchando Driftin' Back y estoy alucinando. Lo has descrito tal cual suena, a puro Neil Young, a esencia Horse. ¡Qué bueno!

    ResponderEliminar

Amo la música más que a todo.

Amo la música más que a todo.
Todos los textos pertenecen a Joserra Rodrigo salvo citas y párrafos con su autor referenciado.