miércoles, 3 de octubre de 2018

I Shall Be Released





In '68 Dylan told me how he was writing shorter lines, with every line meaning something. And from that time came some of the stuff … like 'I Shall Be Released'…. There was to be no wasted language, no wasted breath.
Allen Ginsberg

Some bands today have the experience of really working together and honing their craft. And other bands are very much like, 'I just got a guitar for Christmas, let's start a band.' And you can hear the difference. 
Robbie Robertson

El lento órgano de Garth Hudson, que domina la canción, y la angustiada voz en falsete de Richard Manuel, resultan soberbios y se ajustan como un guante a la historia contada. Aunque el "toque eclesiástico" de la música de The Band, al que tan habitualmente se ha hecho referencia, está muy presente en el disco, es en este tema ( I Shall Be Released)  donde probablemente más patente se haga
Mikel Muñoz "The Band Historia y Música"(Editorial Milenio) 


La suma grandeza de Music From The Big Pink no solo deriva de que todas sus canciones son de 10 sino de que un puñado de ellas superan la matricula de honor como I Shall Be Released.

¿Es esta canción el primer número de space-rock soul? ¿Cosmic country-gospel?  ¿Cómo diantres llamamos a este milagro?  

Esta sublime interpretación, la primera editada oficialmente de La Rendición de Breda de las Basement Tapes y tercera intervención indirecta de Landlord Zimmerman en la composición,  ahora  en 2018 despliega más que nunca su rústica modernidad. Y es ese teclado Lowrey tan opuesto al Hammond B3, el que transmite desde el fondo de esta catedral, el olor a incienso "eclesiástico" del que habla Mikel Muñoz.
No huele a iglesia afroamericana blanquita de listones de madera  sino a gótica; al fin y al cabo, los tres ángeles cantores de The Band eran los white Impressions tan solo con esa diferencia de sonido en los teclados. Eso se puede comprobar en una "falsa" toma inédita a capela como tema extra de la nueva edición 50 aniversario-falsa porque han bajado el resto de instrumentos ya que se oyen de fondo-

La cuestión es que la angustiosa voz de Richard, clamando por liberarse de su propia prisión existencial sobrellevada con los grados de una botella de Grand Marnier hasta su propio ahorcamiento- qué tristeza, qué pérdida más inmensa-  encaja , como dice el amigo Mikel, como un guante en una grabación más grande que el universo.

Estamos en terrenos de esos santos mártires yonkis de los que habla otro donostiarra, Rafa Berrio,  es su genial canción: 

Por sus perdidos paraísos, 
por el rigor de sus infiernos, 
por su estancia terrenal 
bajo el signo de los sueños

Ese nivel de sinceridad y rotura jonda en la voz solo lo he escuchado en la Simone, Camarón o Amy en sus grabaciones salvajes.Y esa altura en la escritura de los versos del señor de Duluth en nadie más que en él.


Digamos que es una de las mejores canciones de la Historia y decimos bien. Hermana blanca de People Get Ready, dos años menor-en realidad uno- tienen demasiado en común: el bajo líquido imperial de Rick, ese final a capela, una cadencia de himno, una síntesis metafísica, una mirada de esperanza y salvación y tres voces que forman un sentimiento tan ancho como el cielo.

El Mundo se para cuando suena éste I Shall Be Released del MFBP porque es único, no tiene nada que ver con los otros I Shall Be Released que conocemos incluso por los propios The Band.

Es un cierre de disco tan memorable, tan exquisito, tan obra maestra que te hace volver a entrar en el  bucle. Estoy poseído por esta nueva mezcla de Bob Clearmountain de 2018 que me hace sentirlo todo como si fuera renovado, muy dentro de los huesos.

Un  disco-casa de chocolate rosa. Te lo quieres comer desde los cimientos hasta el tejado. Que me encierre la bruja en la jaula, me importa un bledo.




Gracias a tod@s los lectores del serial y sobre todo a aquell@s que comparten esta pasión salvaje por un planeta llamado Music From Big Pink.


Richard Manuel: Lead Vocal & Piano
Levon Helm: Back Vocal & Drums
Rick Danko: Back Vocal & Bass
Robbie Robertson: Acoustic Guitar
Garth Hudson: Lowrey Organ




viernes, 28 de septiembre de 2018

This Wheel´s On Fire




SI LA MEMORIA TE FUNCIONA BIEN

The dominant instrument was Garth Hudson's often icy and majestic organ, while Robbie Robertson's unusual guitar work further destabilized the sound. The result was an album that reflected the turmoil of the late '60s in a way that emphasized the tragedy inherent in the conflicts. Music from Big Pink came off as a shockingly divergent musical statement only a year after the ornate productions of Sgt. Pepper, and initially attracted attention because of the three songs Bob Dylan had either written or co-written. allmusicguide



¿No creéis que ya va siendo hora de reconocer a This Wheels´s On Fire como una de las mejores y más representativas canciones de los sesenta?
Esta obra maestra, de la docena que salieron de las Basement Tapes, combina la lírica modo Moisés de las Tablas on del minesotarra Nobel, es decir, su particular destilación de venom (veneno) desde LARS a Positively 4th Street de Idiot Wind a Pay In Blood, con unos acordes oblicuos e inquietantes de Rick en proceso de aprendizaje al piano- o la suerte del principiante.

Todo encaja para que las ruedas acaben prendiendo. Junto a All Along The Watchtower- y su visión definitiva por Hendrix- de la que puede sentirse hermana, tenemos la tierra común entre The Basement Tapes, John Wesley Harding y Music From Big Pink. 
Canciones recias formadas con versos confusos y un tanto bíblicos pero tan sugerentes que cada uno puede ser una canción. "Si la memoria te funciona bien"...nunca una frase inicial me ha atrapado tanto de los huevos . ¿O si?

Someone's got it in for me
They're planting stories in the press.  

You got a lotta nerve
To say you are my friend. 

There must be some kind of way outta here
say the joker to the thief. 

De nuevo Garth Hudson, el mago, le da unos aires de ventisca diferentes a la versión de Bob (clavinete con fuzz, toma ya!) en la que eran más de calima y se nota que Julie Discroll, Brian Auger & The Trinity habían tenido un éxito rotundo con ella en UK es su fantástica y quizás definitiva cover.

Esta joya de la corona de la psicodelia sixties, está cantada por Rick Danko, su coautor, de manera urgente y sentida, algo en él habitual. Y refrenda todos los logros del trabajo en la Big Pink, lugar donde se grabaron canciones tan mitológicas como las de Abbey Road. 

This Wheel´s On Fire representó el momento revolucionario y la liberación brutal que la popularización del rock&roll y sus derivados proporcionaron a toda una generación. Son como fotos de momentos históricos pero no pierden el color.

No puedo dejar de citar la última versión realizada de la canción por nuestra querida banda donostiarra Frank, ellos demuestran su plena vigencia como antorcha de poesía eléctrica y emoción desbocada.

Una reflexión hecha por Roger Waters de los Floyd no puede ser más certera: tras Sgt. Peppers, el disco más influyente de la segunda mitad de los años sesenta es Music From Big Pink. 

Es que lo veo Roger, la memoria te funciona bien.



Rick Danko: Lead Vocal & Bass
Richard Manuel: Back Vocal & Piano
Robbie Robertson: Electric Guitar
Garth Hudson: Clavinette (with Fuzz) & Lowrey Organ
Levon Helm: Drums


miércoles, 26 de septiembre de 2018

Lonesome Suzie


SENTIR QUE SIENTO


I was madly in love with Richard... At the time, [1975] we had the same troubles. I felt insecure and he was clearly insecure, and yet he was so incredibly gifted....For me he [Richard] was the true light of the Band. The other guys were fantastic talents, of course, but there was something of the holy madman about Richard. He was raw. When he sang in that high falsetto the hair on my neck would stand on end. Not many people can do that.
Eric Clapton


Lonesome Suzie es una obsesión. Siempre la meto en las recopilaciones, no puedo evitarlo. Gari os lo puede decir. La quiero como se quiere siempre a la primera novia. Desde el instante que la escuché me llegó hasta lo más profundo. Ray Lamontagne lo ha intentado pero no ha podido porque Lonesome Suzie es mucha Lonesome Suzie.
No quiero someterla al análisis sesudo ya es un artefacto lleno de emoción, que te estalla a cada audición, por lo que voy a ir describiéndola libre según suena. Solo apuntar que Ray Charles y su otro hijo Tim Hardin (ambos también adictos) están en Lonesome Suzie y en el alma dolida de Richard Manuel, su autor e intérprete.

Richard es especial, siempre lo fue, de la ralea de Elliott Smith, Amy o Townes o ahora Dylan Leblanc, todos adictos. Un ser tembloroso pero radiante. Solo hay que escucharle las carcajadas en las entrevistas de The Last Waltz con esa voz grave como el eco de un cañón. Todos hablan maravillas de Richard como persona y como artista. Y es que si Lonesome Suzie no engaña, algo que nunca hará, Richard tenía un corazón de oro y la aureola de un santo.

No hay tiempo que perder y la voz entra en el primer segundo de grabación. Lonesome, la palabra,  nunca la escucharás sonar más lonesome. Le arropa una guitarra de Robbie que le mima y que trae parte de su técnica de Curtis Mayfield, es decir del elegante soul de Chicago y que es como una segunda voz, complementa pero no joroba la confesión sino que la convierte en más emocionante, como si todo fuera un lloro a dos voces por esa pobre chica que no se ve nunca correspondida pero a la que quieres demasiado porque es tu amiga. 
La cama trasera del órgano de Garth incrementa ese suave efecto de compasión. Y estrofa tras estrofa, en acumulación, la voz se va quebrando para demostrar que siempre puede elevarse el dolor.

Anyone who's felt that bad could tell me what to say
Even if she just got mad, she might be better off that way

A partir de ese giro estremecedor, la tercera estrofa entra entre los milagros y epifanías más inmensas de la historia del rock que un coleccionista de discos desde niño ha experimentado, sin que baje su intensidad con el tiempo sino más bien todo lo contrario.

Ay Nina Simone cómo te hubiera pegado hacerte una cover dentro en RCA!

Y es entonces cuando viene un looooneesooome tan alargado como un suplicio de ternura que fundido con el saxo de Hudson forman un solo sufrimiento. Ese Lonesome, ese lonesome es mi momento Richard de todos los posibles. No puedes soportar ver llorar a Suzie y te contagia su tristeza. Si interpretar es un arte al alcance de ciertos elegidos, aquí, tenemos el mejor de los ejemplos.

Componiendo baladas de blue eyed soul era desgarrador, fue uno de los mejores ya que combinaba el calor gospel en los bajos y medios de Brother Ray con el éxtasis en falsete de Curtis y la fuerza y corazón de Otis Redding, unas influencias tan elegantes como efectivas combinadas con su propio deliver, con el corazón saliendo por las cuerdas vocales.

Pero a pesar de toda la carga soul de esta sublime balada, no le falta el encantamiento común que le es propio a Music From Big Pink, eso que describimos como sonido a bosque animado. Richard es el elemento clave de este debut, por muchas razones pero sobre todo todo  por esta gema.

Solo por escuchar Lonesome Suzie como recurso para sentir que siento y meterla siempre en todas las recopilaciones ya merece la pena haber vivido. No os exagero nada, así la concibo.



Richard Manuel: Lead Vocal & Piano
Robbie Robertson: Electric Guitar
Rick Danko: Bass
Levon Helm: Drums
Garth Hudson: Lowrey Organ & Soprano Sax


Amo la música más que a todo.

Amo la música más que a todo.
Todos los textos pertenecen a Joserra Rodrigo salvo citas y párrafos con su autor referenciado.